Historia del Restaurant La Bonne Franquette de Montmartre


La vieja expresión francesa "À la bonne franquette" sigue siendo de uso frecuente, y se aplica para describir una situación relajada y sin protocolos; como decir "simplemente", "sin complicaciones", "en confianza", "como en casa", "entre nosotros", "así nomás", etc...

Y el lema de este restaurant "Aimer, Manger, Boire et Chanter" (Amar, Comer, Beber y Cantar), refleja el espíritu bohemio y sin preocupaciones que identifica al barrio de Montmartre.

Esta nota habla sobre el que tal vez sea el mejor restaurante de Montmartre.


La Bonne Franquette

La Bonne Franquette

Historia del edificio

El edificio que ahora alberga a La Bonne Franquette, data de finales del siglo XVI; como la mayoría de los edificios en Montmartre que fueron reconstruidos después del incendio de 1559 que devastó el pueblo completo.

A los Parisinos les encantaba ir a ver los molinos de Montmartre mientras descansaban los Domingos.

Hoy solo quedan dos y sin funcionar como tales; el que vemos en otro conocido restaurant de Montmartre llamado "Le Moulin de la Galette", en realidad es el molino "Radet"; porque el verdadero Moulin de la Galette está unos metros de allí, mas hacia el centro de la manzana, y se lo puede ver con cierta dificultad entre las copas de los árboles caminando unos 50 metros por la Rue Lepic..


Le Moulin de la Galette

La llanura tenía grandes campos de trigo y las laderas de "la Butte" ("la loma", como se la conoce a Montmartre), estaban plantadas con viñedos, ya desde la época antigua del Imperio Romano. Hoy quedan dos en pie.


Viñedo Montmartre

La calle donde se construyó el edificio era originalmente un camino, que data del siglo XI. Servía como límite entre los señoríos de Saint-Denis y Montmartre. 


Citroën 2CV en Montmartre

La Bonne Franquette da vida a la tradición "Montmartroise" de alegría, convivencia, acogimiento de artistas, y amantes del buen vino y la buena comida; fiel a su lema. "Amar, comer, beber y cantar ". 


La Bonne Franquette de noche

Un encuentro de Artistas

La Bonne Franquette fue, a finales del siglo XIX y principios del XX, una permanente reunión de artistas: Pissarro, Sisley, Cézanne, Toulouse-Lautrec, Renoir, Monet, Zola ... sedientos bajo los pérgolas del jardín, después del ascenso de "la Butte" (no había funicular en aquella época).

Vincent Van Gogh, que vivía en 54 rue Lepic con su hermano Théo, pintó su famosa pintura "La Guinguette" allí en 1886; en los tonos oscuros de sus primeras obras de los Países Bajos y Bruselas.

Esta pintura pertenece al grupo de obras producidas entre 1886 y 1887 de "pinturas de Montmartre", cuya atmósfera rural prefería a la de las escenas urbanas en París.

En el viejo jardín del bar/restaurante, Van Gogh pintó su famoso y pequeño lienzo, "La Guinguette", el cual está en exhibición en el Museo d'Orsay.


Guinguette

Cuando era un billar.

A principios del siglo XX, Francisque Poulbot, que frecuentemente visitaba el lugar; fundó allí la "Asociación Fraterna de jugadores de billar de madera", con sus amigos Henri-Paul Gassier, dibujante y diseñador; y Pierre Dumarchey.

Se desafiaron a jugar en una mesa de billar de 5 metros de lado mayor que estaba instalada allí, y cuya bola blanca era un corcho de champagne... el ganador se hizo cargo de pagar la vuelta general de bebidas ...


Aux Billards en Bois

El nombre "Aux Billards en Bois" que le dio Poulbot, logró una gran reputación como restaurante en las películas y revistas de la época.

En 1925 el lugar se convirtió en La Bonne Franquette, sobre una idea de Francisque Poulbot; nombre que se conserva hasta hoy.

Edith Piaf y Charles Aznavour en La Bonne Franquette !

Edith Piaf pasó su infancia en los barrios populares de Belleville y Ménilmontant; pero de 1932 a 1938, vivió en Montmartre. Aquí actuó en varios cabarets, incluido "Le Lapin Agile", con el pseudónimo "Rina Ketty".

En 1941, regresó a "la Butte" (como se le llama a Montmartre desde tiempos inmemoriales) para rodar la película "Montmartre-sur-Seine" de Georges Lacombe.

Esta película romántica muestra los principales sitios de Montmartre, incluido el restaurant La Bonne Franquette.

En 1946, Piaf puso su buen ojo sobre Charles Aznavour, que comenzó en los cabarets de Montmartre y Pigalle y que, a mediados de la década de 1950, vivía en el edificio de La Bonne Franquette.


Charles Aznavour y Edith Piaf

Vivió allí durante algunos años con su segunda esposa, Èvelyne Plessis, que se quedó ahí después de su separación.

Le saqué varias fotos, también de noche antes de volver de nuestro paseo por Montmartre al hotel. Me encantó su estilo y su ubicación en una esquina (2 rue des Saules / 18 rue Saint Rustique); con una de sus calles en bajada (rue de Saules), con flores en la baranda donde estuvimos sentados por la mañana, que mira hacia una Galería de Arte que está enfrente.


Galería de Arte en Montmartre

en la Bonne Franquette

Flores en la Bonne Franquette

La Bonne Franquette

La Bonne Franquette

Visite el website del Restaurant La Bonne Franquette para conocer más datos útiles.


Si le gustó este artículo, al pie puede compartirlo en sus redes sociales. ¡Muchas gracias!


^ Ir al Menú para buscar más historias ^